Recuperación global será moldeada por problemas de oferta y variantes, dice FMI

El escenario de la recuperación global será irregular y moldeado por variantes del nuevo coronavirus e
incompatibilidades entre oferta y demanda, según el Fondo Monetario Internacional (FMI), que mantuvo la previsión de la expansión de la economía global en 6,0% este año.

“Los resultados del PIB en el primer trimestre en general sorprendieron positivamente, principalmente en Asia y en América Latina, mientras que bloqueos renovados en Europa llevaron a sorpresas negativas. Los datos de alta
frecuencia en el segundo trimestre indican que la recuperación está ampliando de la manufactura para servicios, especialmente en economías en las cuales las infecciones están bajo mejor control”, explicó el FMI.

En el informe en con sus nuevas proyecciones económicas, el Fondo indicó que la recuperación estable no es garantizada para ningún país o región del mundo, ya que segmentos de la población permanecen susceptibles al virus y sus mutaciones.

“La recuperación fue severamente perjudicada en países que experimentaron olas renovadas, especialmente en India. El Reino Unido tuvo que postergar la etapa final de su reapertura económica por la diseminación de la variante
delta, aunque el lanzamiento de vacuna haya ayudado a reducir las hospitalizaciones. La provincia de Guangdong, en China, impuso restricciones a la movilidad en mayo, tras el brote luego meses de nuevas mínimas infecciones.
De la misma forma, Australia reintrodujo bloqueos direccionados en junio”, afirmó el FMI.

El Fondo también alertó para los problemas de oferta que las economías han enfrentado en medio al proceso de reapertura, señalando que es un efecto transitorio que ha reflejado en la disparada de precios en el mundo.

“Cambios en los patrones de gastos e interrupciones en el suministro generaron escasez de componentes como microchips, creando problemas, por ejemplo, en el sector automotriz”, afirmó el FMI, agregando que esos problemas
transitorios ocurrieron en medio a cambios en los patrones de gastos, incluyendo habitación y productos electrónicos domésticos.

Carolina Gama / Agência CMA

Traducción: Rafaela Aguiar