Desafíos persisten para provincias argentinas, según Moody’s Local

Argentina bandera
Bandera argentina / Pixabay

A pesar de las reestructuraciones de deuda concluidas, las provincias argentinas continuarán expuestas a un elevado
riesgo de refinanciación en el mediano plazo, según indicó la agencia calificadora de riesgo Moody’s Local Argentina.

La mayoría de las jurisdicciones lograron reestructurar de manera exitosa los títulos emitidos en el mercado internacional, permitiéndoles aliviar los servicios de deuda de los próximos años. Sin embargo, necesitarán contar con acceso al mercado para enfrentar los pagos de capital e intereses en el mediano plazo, advierte el reporte.

Moody’s Local Argentina considera como negativo el incremento de la dependencia de las provincias a ingresos de origen nacional, en conjunto con la alta participación del gasto en personal sobre los gastos corrientes (60% en
promedio), que conlleva a una limitada flexibilidad en términos de ingresos y de gastos, ante continuas presiones inflacionarias y de liquidez.

“Esperamos que las provincias continúen enfrentando desafíos considerables dada la elevada incertidumbre en torno a la recuperación económica, sujeta a la duración y severidad de los efectos del coronavirus y a la repercusión final de las medidas económicas tomadas para contener su propagación”, dijo la agencia.

Moody’s destacó que provincias como Corrientes, Formosa, Misiones, San Juan, Tucumán y Santa Fe han presentado niveles de endeudamiento por debajo del 25% de sus ingresos operativos al cierre de 2020, lo cual reduce su
vulnerabilidad a las limitaciones actuales de acceso al mercado de capitales.

Por otra parte, Chubut, Jujuy y Provincia de Buenos Aires presentan un endeudamiento superior en relación a sus pares, cercano o por encima del 80% de sus ingresos operativos, siendo la Provincia de Buenos Aires la más expuesta a deuda emitida a través de títulos públicos (88%), mientras que Chubut alcanzó un 70%, y Jujuy, un 25%.

Al día de hoy nueve provincias han concluido acuerdos de reestructuración de sus títulos de deuda internacionales. No obstante, la Provincia de Buenos Aires y la Provincia de La Rioja todavía continúan con negociaciones luego de
un extenso período de prórrogas sin haber alcanzado un acuerdo con sus acreedores.