Biden impone primeras sanciones a autoridades de China antes de reunión

La administración del presidente de Estados Unidos, Joe Biden, impuso por primera vez sanciones a 24 autoridades de China, acusados de reducir el grado de autonomía de Hong Kong, antes de representantes estadounidenses y chinos reunirse mañana en Alaska.

“El lanzamiento de la actualización de hoy del informe de la Ley de Autonomía de Hong Kong resalta nuestra profunda preocupación con la decisión del Congreso Nacional del Pueblo del 11 de marzo de minar unilateralmente el sistema electoral de Hong Kong”, afirmó el secretario de Estado estadounidense, Antony Blinken, en comunicado.

“Esta acción mina aún más alto el grado de autonomía prometido al pueblo en Hong Kong y niega a los habitantes una voz en su propia gobernanza, un movimiento que el Reino Unido declaró ser una violación de la Declaración Conjunta Sino-británica”.

Los cambios en las reglas electorales de Hong Kong permiten a Pekín vetar candidatos considerados no patrióticos y excluye la participación de concejales distritales en el comité que elige el jefe ejecutivo, reduciendo la representación democrática en las instituciones de la ciudad.

Blinken afirmó que 24 oficiales de China y de Hong Kong tuvieron acciones que “reducir el alto grado de autonomía de Hong Kong”, incluyendo 14 vicepresidentes del Comité Permanente del Congreso Nacional del Pueblo, oficiales de la División de Seguridad Nacional de la Fuerza de Policía de Hong Kong y del Gabinete de Asuntos de Hong Kong y Macao y la Oficina de Protección a la Seguridad Nacional.

Según el secretario estadounidense, las instituciones financieras extranjeras que conscientemente realizan transacciones significativas con los individuos listados en el informe de hoy están ahora sujetas a sanciones.

Blinken participa mañana con otras autoridades estadounidenses de una reunión con oficiales chinos, en la primera reunión presencial entre representantes de alto nivel de los dos países desde que Joe Biden asumió la presidencia de Estados Unidos.

Washington espera una reunión difícil, donde serán abordados temas como abusos de derechos humanos, genocidio contra musulmanes uigures y las alteraciones electorales en Hong Kong.

Ayer, en visita a Japón, Blinken destacó “la necesidad de defender nuestros valores democráticos compartidos y de trabajar juntos para cobrar cuentas de aquellos que los amenazarían”. Él acusó a China de usar tácticas de coerción en Hong Kong, Taiwán y Sinkiang, y prometió que Estados Unidos responderá si es necesario.

Cristiana Euclydes / Agência CMA

Traducción: Rafaela Aguiar